El papel más importante de todo alojamiento web es garantizar el rendimiento, la velocidad y la disponibilidad del sitio web. Es un medio técnico para que cualquier persona en Internet pueda acceder a un sitio web.

Debido a que el alojamiento web es un elemento tan esencial para impulsar cualquier cosa en línea, también hay muchas opciones, pero, para evitar comparaciones, hemos creado la siguiente guía rápida que explica cómo funciona uno de los más solicitados tipos de servicios de alojamiento web.

El presente artículo le ayudará a comprender que de los diferentes tipos de opciones de alojamiento web disponibles, el que más es solicitado es aquel que ofrece mejores resultados, por lo que también aclarará algunos términos que pueden ser difíciles de entender.

Si usted es propietario de un nuevo sitio web, a continuación encontrará la información que necesita para comprender las ventajas y las deficiencias del alojamiento compartido, uno de los  tipos más populares de alojamiento web.

¿Qué es el alojamiento compartido?

El alojamiento compartido es un arreglo en el que varios sitios web se mantienen en un mismo servidor, lo que implica que sus pagos mensuales al proveedor de alojamiento le darán acceso a una cierta cantidad de recursos que comparte con otros usuarios que también están en ese servidor.

Los recursos mencionados son los siguientes:

  • RAM (memoria de acceso aleatorio)
  • CPU (unidad central de procesamiento)
  • Almacenamiento (limitado a X GB)
  • Ancho de banda (también limitado a X Mbps)

El alojamiento compartido es el tipo de alojamiento más barato que existe, debido a que es similar a compartir el piso de un departamento, pues usted está colaborando con otros para disfrutar de las instalaciones provistas.

El precio y la facilidad de uso hacen que el alojamiento compartido sea la opción de alojamiento más popular para nuevos sitios web de pequeñas empresas, blogs personales, sitios web afiliados y nuevas empresas de crecimiento temprano o reciente.

Muchos planes de alojamiento compartido también vienen con servicios complementarios como:

  • Nombre de dominio gratis
  • Certificado SSL gratuito
  • Creador de sitios web integrado
  • Análisis de seguridad
  • Panel de control fácil de usar (cPanel)
  • Copias de seguridad automáticas

El inconveniente del alojamiento compartido sucede cuando otros utilizan la infraestructura de alojamiento en mayor proporción, por lo que, si su vecino se está volviendo viral, es posible que usted obtenga menos recursos compartidos. Lo que significa que la velocidad y el rendimiento de su sitio web disminuirán.

Si la mayoría de los servidores web reequilibran cuidadosamente sus recursos compartidos si se producen picos repentinos en el tráfico, ese es un escenario muy raro, pero aun así, es algo a tomar en cuenta.

Pros y contras de solicitar un alojamiento compartido

El alojamiento compartido es un alojamiento sencillo y apto para principiantes, adecuado para sitios web de contenido que reciben menos de 30.000 visitas mensuales. Veamos a continuación cada uno de sus pros y sus contras.

Pros

  • Asequible: los planes comienzan en solo $ 1 / mes
  • No se requieren conocimientos técnicos específicos
  • Funciones de gestión de sitios web nativas listas para usar
  • Entorno de servidor preconfigurado
  • Administración y mantenimiento de servidores gestionados

Contras

  • A menudo, solo admite ciertos lenguajes y entornos de programación, como HTML y PHP.
  • Límites de ancho de banda: pagará más cuando supere un determinado umbral de tráfico.
  • Espacio de almacenamiento limitado o actualizaciones costosas.
  • Los aumentos repentinos de tráfico en otros sitios web pueden afectar la disponibilidad de su sitio web.

Recalquemos que este tipo de hosting web es el más recomendado para sitios web pequeños, blogueros aficionados, sitios web de pequeñas empresas.

(Visited 13 times, 1 visits today)